viernes, 21 de noviembre de 2008

El momento 6

En una época transgresora donde la humanidad ha dejado de serlo en cierta parte, llevo en mi cabeza que no puedo evitar dejar de pensar que pasa por la mente de ciertos individuos, los cuales me provocan una aversión de tal manera que logran sacarme de mis casillas ¿por que?, por que actúan de una manera tan primitiva que no es posible vivir en comunidad.

Es detestable la forma de juzgar a una persona, muchas veces solo por sus creencias, gustos, "modas" ó bien su extraña ó fuera de lo común forma de vestir. Mientras sin importarles no aprecian el mal que a ellos mismos se provocan solo causan mas ignorancia entrando en un circulo vicioso donde sus hijos se alimentaran de absurdas criticas, malos pensamientos y un sin fin de negaciones.

La solución a esto tal vez seria un poco de aceptación sin importar la posición de las personas lograr entender que no todo debe de tener una explicación en nuestras vidas, hay cosas que simplemente la mayoría de veces rebasan nuestro intelecto y la ignorancia nos hace responder cosas inadmisibles.

Por lo tanto en lo único que podría yo pensar seria en tener paciencia pero... como tener paciencia ¿existe la paciencia? A veces lo dudo, un sin número de ocasiones solemos decir: "se me agota la paciencia", esto no es más que una absurda frase que demuestra lo innegable "La paciencia no existe cuando esta se agota". Es decir si la paciencia se termina donde quedo el resto de paciencia que tuvimos un momento atrás, entonces nunca hubo tal paciencia solo fue ralentizar nuestra desesperación la cual a fin de cuentas fue lo único que podemos demostrar acompañada claro de su completa ignorancia.







1 comentario:

mexicolarock dijo...

Toda la razon acerca de la paciencia estoy de acuerdo contigo